Blog

Blog

TIPS PARA VIAJAR CON NIÑOS FAMILIA & BIENESTAR

Publicado el 06-06-2018

A veces el viajar con niños puede llegar a ser una actividad muy divertida, pero también implica una gran responsabilidad muy grande, ya que los imprevistos aumentan, especialmente en cuestiones de salud, debido a los cambios de clima y mucho más.
Es por esta razón  que hoy te presentamos algunas recomendaciones para que tu viaje en compañía de tus peques sea mucho más tranquilo y divertido para todos.
 

Planea tu viaje con anticipación

Procura antes del viaje revisar con tu médico de cabecera que la cartilla de vacunación se encuentre actualizada. Verifica que el equipaje contenga todo lo que los niños puedan necesitar como: bloqueador solar, agua, flotadores (en caso de ser verano), un set de juegos variados (libros, juguetes, películas, o videojuegos), repelente de mosquitos (corrobora que sea el apropiado para la edad de los niños), etc.

Si viajas en avión o el viaje tiene cambios de altura, puedes llevar algo que puedan comer o beber en el transcurso para ayudarles a regular sus oídos, sobre todo en el ascenso y descenso del avión, también lleva un botiquín de primeros auxilios con lo esencial para atender malestares leves tales como dolor de cabeza, mareos, diarrea y malestar estomacal, golpes, raspaduras y quemaduras, picaduras de insectos, insolación y deshidratación.
Es muy importante que si viajas con bebés a bordo, visitar a tu pediatra previo al viaje, para conocer su estado de salud y las recomendaciones sobre el viaje; en caso de ser necesario, pídele una receta médica para medicamentos controlados, como es el caso de antibióticos; ya que necesitan receta y considera llevar medicamento para la fiebre, vómito y antihistamínicos, crema antirozaduras y antigripal.
Para un mayor confort de viaje puedes adquirir un seguro de viaje que te ofrezca apoyo cuando tu hijo requiera atención médica por accidente o enfermedad.
Durante el viaje ten en cuenta evitar largas excursiones en coches o autobuses, sobre todo en climas muy calurosos. Siempre protege a los niños del sol. Procura Mantenerlos en un lugar con sombra, bien ventilado y proporcionarles mucha agua para beber. Recuerda que no se debe exponer a un niño menor de seis meses de edad al sol.
Nunca lo pierdas de vista, sobre todo cuando el niño esté nadando o cerca del agua, siempre es bueno tenerlos vigilados para evitar algún problema o accidente.
Procura que tu pequeño acompañante no camine descalzo, sobre todo en la arena o tierra húmeda, ya que estas superficies pueden contener los excrementos de animales, larvas, insectos o basura. Asegúrate de que tu hijo use el calzado apropiado para la playa. ¡Con todos estos consejos puedes preparar tu viaje con toda confianza y disfrutar de unas felices vacaciones! Hospiten los cabos pone a tu disposición en servicio de pediatría para que tu y tu familia viajen con seguridad!