Todo el mundo sabe lo que es una dieta sana. ¿O no?

Noticias

Consulta las últimas novedades

Todo el mundo sabe lo que es una dieta sana. ¿O no?

Publicado el 23-03-2016

Todo el mundo sabe lo que es una dieta sana. O al menos eso creía yo.

Hasta ahora, cuando veía un bebé de 10 meses o un niño de 2 o 3 años con diarrea, por ejemplo, y me preguntaban que le podían dar de comer, contestaba: lo mismo de siempre. Lo que come un niño a esta edad es lo que se recomienda actualmente para una diarrea: una dieta sana.


Con el tiempo, he empezado a dudar de que todo el mundo tenga claro lo que es una dieta sana, en vista de que, a la hora de la merienda, en la sala de espera cada vez veo más paquetes de patatas y zumos industriales en lugar de leche y fruta.

Está claro que un bebé toma una dieta sana. Desayuna "su tetita" (o "su bibi"), un zumito de naranja a media mañana, almuerza "su verdurita", merienda "su fruta" y cena "su pescadito" o una tortilla francesa. Y otra vez tetita para dormir.


Pero esto rápidamente se acaba. Y antes de lo que esperábamos, desde que estamos recomendando la introducción de la alimentación complementaria más libre, sin tantos plazos rígidos como hacíamos antes (aquello de cereales sin gluten a los 6 meses, con gluten a los 7, pescado a los 8, huevo cerca del año).

 

Así, resulta que si interrogamos un poco, la mayoría de los niños antes del año ya han sustituido el zumito de media mañana por un Actimel - “Para subirle las defensas. ¡Como está en guardería!”. Rematan la verdurita del almuerzo con un yogur o un petit suisse –“Así toma más leche”. Acompañan la fruta de la merienda con unas galletitas o una magdalena- “Para que no se aburra”. Y ya para cenar, el desmadre total: unas salchichitas, unas lonchitas de jamón York –“o de pavo, que son muy sanas- o unos quesitos –“fundidos, que están más ricos”.


En su mayoría alimentos procesados, que repetir verdura es muy aburrido. Y si es un poco más comilón, a dormir con un bibi de cereales –“para que duerma toda la noche del tirón”- como si los cereales fueran un somnífero.

 

Creo que conviene aclarar, y muy bien, qué es una dieta sana.


Porque todas las consultas relacionadas con la nutrición en los niños se solucionarían si pusiéramos en práctica una verdadera dieta sana.

  • ¿Cómo introducimos la alimentación complementaria?: Dieta sana.
  • El niño no come: Dieta sana. (Vale tanto para el niño "No come nada" como para el niño "No come fruta"; o el niño "No prueba la verdura")
  • El niño está estreñido: Dieta sana.
  • El niño está gordito: Dieta sana.


El tema es arduo, pero vale la pena ponerse a la tarea.

 

Para empezar os recomiendo este enlace: El plato para comer saludable (traducción oficial de la guía alimentaria de Harvard imprescindible, que nos explica el plato para comer saludable de la Universidad de Harvard. Aunque es una guía americana, y aquí presumimos de la maravillosa dieta mediterránea, el contenido del plato se adapta perfectamente a la verdadera dieta mediterránea, está basada en la evidencia científica, y es muy fácil de entender, desde mi punto de vista. Mucho más que la famosa pirámide de la alimentación saludable.

 

Después, hay que aprender a leer las etiquetas de los productos de compramos. Un excelente resumen en Diario de una mama pediatra.

 

Es evidente que cuantas menos etiquetas tenga un alimento mejor (la verdura, la fruta, el pollo, el pescado, no traen etiqueta).

 

Si las tiene, cuantos menos ingredientes mejor (leche, arroz, legumbres, etc).

 

Si tiene más de un ingrediente, el primero es el más abundante. Por ejemplo, si compras una tableta de chocolate cuyo primer ingrediente es el azúcar, estás comprando azúcar con chocolate, y no al revés.

 

Algunos ingredientes son especialmente importantes, como el azúcar, la fibra o las grasas. Aquí os dejo unos enlaces interesantes a propósito de como leer etiquetas.


http://www.dimequecomes.com/2014/04/leer-el-etiquetado-azucar.html

 

http://www.dimequecomes.com/2014/05/leer-el-etiquetado-rico-en-fibra-no-es.html

 

http://www.dimequecomes.com/2014/05/leer-el-etiquetado-grasa-mala-grasa.html



Y por último, la mejor forma de conseguir que tus hijos coman sano es dándole ejemplo; parafraseando a Albert Einstein: “Dar ejemplo no es la principal manera de influir sobre los demás, es la única manera”.

Dra. Gloria Colli Lista

Jefa del Servicio de Pediatría de Hospiten Estepona

 

 

 

 

 

Etiquetas